Confesiones de viajero: lo que muchos no quieren que sepas

Como persona que ama viajar, tiendo a seguir en redes a otras cuentas de viajeros, que comparten sus experiencias y dan consejos para que puedas embarcarte en la aventura de tu vida. Algunas cuentas, son muy inspiradoras, otras, sin mentirte, me dan envidia.

¡Quisiera yo que mi trabajo fuera conocer el mundo entero!.

Pero, como todavía me tomará algún tiempo lograr eso, me gustaría contarte una inquietud que tengo cuando veo esas fotos… ¿Para ellos será fácil viajar? ¿Todo siempre es tan perfecto y bonito en sus viajes?, porque en los míos no.

No me refiero a viajar en el aspecto, de montarte en un avión y conocer una ciudad nueva, sino en el aspecto de guiarse en países donde nunca has estado, entablar conversaciones con gente que no habla tu idioma y tolerar cambios bruscos de clima, entre otras cosas.

La verdad, es que si viajas con pasión, queriendo conocerlo y experimentarlo todo, las cosas no son tan sencillas. Al contrario, habrán muchos desafíos en tus nuevos recorridos.

Yo estoy aquí, para hablarte sin tapujos y decirte las cosas que esos viajeros modelos, de ensueño que ves regularmente en redes sociales, nunca te dirán, pero ¿sabes qué? es la realidad de la aventura que te pintan, y es parte de la belleza de viajar, por eso conocer el mundo es solo para valientes.

Aquí, algunas de esas confesiones de viajero:

Viajar me ha hecho quedar broke en muchas ocasiones

confesiones de un viajero

¡Es la verdad! viajar, en muchas ocasiones puede ser un hobby bastante exigente monetariamente, más cuando te gusta hacerlo tan seguido. Hay veces en la que he regresado tan broke, que mi mayor logro es sobrevivir hasta la quincena, pero, ¿sabes qué? no me arrepiento. Prefiero estar broke, que quedarme sentada en un solo lado, en vez de conocer el mundo.

Viajar, a veces, puede ser muy incómodo

confesiones de viajero

Largas horas de vuelo en asientos que no tienen espacio para que las piernas de una persona de un alto promedio quepan, puede ser demasiado incómodo. Trenes con dudosas superficies sucias, buses muy llenos y sin asientos reclinables, son algunas de las vivencias difíciles que encontrarás cuando vas a viajar en una base a largo tiempo, solo enfócate en que ese sentimiento de incomodidad es un pequeño sacrificio en comparación con la grandeza de todo lo que tienes por conocer.

Viajar cansa (y mucho)

confesiones de viajero

Cuando llego de vacaciones, por lo general llego más cansada, que cuando me fui. En nuestros viajes, nos exigimos mucho físicamente, porque por lo general implican levantarse muy temprano, y larguísimas caminatas con nuestros backpacks a cuestas. Hay dos ventajas de esto: conoces mejor las ciudades, y te mantienes activo, haces ejercicio, lo que compensa esos gustitos que te darás on the road, así que no es tan malo como parece. Recuerda algo, el día que mueras, tendrás bastante tiempo para descansar, mientras que estés vivo, muévete, cánsate lo más que puedas… ya tendrás tiempo para descansar.

Viajar te hace agarrar rabias, te altera, te transforma

confesiones de viajero

Viajar frecuentemente (no en modo business), representa, no solo un gran esfuerzo físico, sino también mental. Tendrás que resolver problemas, lidiar con presión y stress, por ejemplo, en Suecia, se nos quedó sin saldo una tarjeta de metro que necesitábamos para llegar al aeropuerto y la persona encargada de vender las tarjetas y recargarlas, no nos entendía porque solo hablaba sueco.

No teníamos efectivo, ni podíamos pagar con nuestras tarjetas de crédito, porque no tenían un código de seguridad requerido para poder hacer la transacción. Fue un momento de stress muy profundo, sinceramente no sabíamos qué hacer.

Al final, optamos por hablar nuevamente (como pudimos) con el señor que vendía el asunto de las tarjetas, y nos dejó pasar. Casi perdemos un vuelo, agarramos rabia porque las cosas no estaban saliendo como lo habíamos planeado.

Cada una de estas experiencias te enseñan, te transforman. Lograrás y descubrirás cosas que ni tu mismo sabias que podías hacer, así que viajar te hará pasar algunos momentos negativos, pero todo servirá para engrandecerte.

Pues, sí, el viaje nos hace pasar por todas esas cosas no tan glamorosas, que no son fáciles de afrontar, sin embargo, todas esas experiencias forman parte de la sin igual oportunidad de conocer el mundo.

confesiones de viajero

En ocasiones puede ser agotador, pero ya descansaré el día que me muera, por ahora, mis energías son para viajar, sin importar el esfuerzo, recuerda que conocer el mundo, solo es una tarea para los valientes.

¿Qué verdades de viajero te atreves a compartir? Envíanos tus respuestas a coupletraveldiary@gmail.com, nos encantaría leerlas.


2 thoughts on “Confesiones de viajero: lo que muchos no quieren que sepas

  1. Genevieve

    Hola acabo de leer este blog y en estos momentos me siento así, apenas es el día #2 de los 29 días que debo estar aquí, vine con un proposito y hasta ahora no veo la luz para así decirlo. Estoy en otro país (no lo mencionaré por respeto, pero también no llevo mucho tiempo…asique no puedo opinar). Gracias pensé que era la única quien le pasaba cosas así y hasta más ajjaja

    1. Ale

      Hola Genevieve,

      ¡Ya deben faltar menos días jeje!, tómalo todo como una aventura, por más incómodo que pueda parecer al momento, estoy segura que igualmente te traerá mucha sabiduría.

      Gracias por leernos y un gran abrazo hasta donde estés.

      Saludos,
      Ale.

Leave a Reply